Descubre la importancia de realizar 5 comidas al día

Comidas

La gran mayoría de las personas tienen como hábito comer solamente tres comidas al día. Pero en este artículo te mostraremos por qué lo más recomendable es comer 5 comidas diarias.

¿Si como 5 veces al día voy a engordar?

Puede parecer que de esta manera engordarás porque estas consumiendo más comida, pero esto es totalmente falso. Esto causa un efecto muy bueno para tu organismo, ya que evitaras la ansiedad, estrés, te sentirás saciado durante todo el día y lo más importante es que tu cuerpo te lo agradecerá.

¿Cómo beneficia esto a mi cuerpo?

Comer cinco veces al día resulta excelente para nuestro cuerpo, aunque parezca tedioso, es increíble. Muchos tienen la creencia errada de que comer menos y en cantidades reducidas los hará lucir más saludables.

Si eres una persona que padece de diabetes o prediabetes, comer cinco veces al día resulta muy favorable para tu cuerpo porque mantendrá los niveles de glucosa controlados. Ya que la glucosa se regula por todos los alimentos que consumes, si te saltas varias comidas del día se verá reflejado a través de los picos de glucosa.

Comer cada 3 o 4 horas ayudará grandemente con estos problemas tan graves. Para aquellas personas, las galletas de avena o pan integral resultan favorables. Se deben evitar los jugos porque en su mayoría son azúcar sin fibra.

Esta práctica ayuda a reducir la ansiedad y aquellas ganas de comer descontroladamente cuando se tiene hambre; aplicando este método alimenticio evitarás sentir hambre a casi todas las horas del día.

La comida que consumas debes asegurarte que sea de calidad, de esta manera sabrás todos los nutrientes que tu cuerpo necesita, añade lácteos, proteínas, frutas, vegetales, verduras y grasas a tu alimentación y conviértelo en hábito.

¿Cómo puedo organizarme para comer a las horas estipuladas?

La planificación es la clave para alcanzar todos los objetivos. Muchas personas que han adoptado esta práctica, aconsejan hacer una planificación de todas las comidas de la semana y dejarlas listas una noche antes. Otros optan por realizar gran parte de sus comidas los días domingos y el resto de la semana sólo se debe calentar.

Si eres de aquellos que posee una vida muy ocupada y no te da tiempo de comer en casa, lo mejor es llevar siempre contigo tus comidas en un bolso y también tus meriendas, de esta manera evitarás comer comida chatarra en la calle que normalmente suele ser la opción más fácil.

Es importante que recuerdes que estos hábitos no cambian de un día a otro, debes ir implantando este método poco a poco en tu vida hasta que tu cuerpo se acostumbre.

 Si no sabes cómo iniciarlo, puedes acudir a un buen nutricionista para que te asesore y te de la planificación de tus comidas de la semana. Es importante que recuerdes que este proceso debe acompañarse de mucha paciencia, disciplina y determinación para que encuentres resultados favorables para tu cuerpo y tu salud.

Deja un comentario