Exantema: Detalles que debes conocer

Exantema

Exantema en niños

Es una inflamación o sarpullido en la piel que puede ser ocasionada por distintos factores. Por lo tanto, es habitual que esto cause fiebre.

Se deben realizar las pruebas pertinentes para determinar las causas del exantema, ya que podría ser producido por bacterias, por tóxicos o enfermedades reumatológicas. A través del historial clínico, el médico puede comprobar o descatar si se trata de exantema viral.

Causas y consecuencias de la Exantema

Determinar las causas de los exantemas es un procedimiento exhaustivo, ya que existen diversos factores que pueden causar su aparición.

Uno de ellos son los virus y bacterias. A día de hoy se han descubierto 50 que pueden causar exantemas.

Existen medicamentos que provocan efectos adversos o secundarios, entre ellos puede estar enrojecimiento de la piel o irritación de la misma.

También se pueden producir como consecuencia de medicamentos que poseen algún activo al cual la persona es alérgico, esto es común en personas que medican a sus niños sin llevarlos al pediatra, el cual conoce su historial clínico y sabe qué medicamentos recetarle que no le provoquen efectos negativos.

También puede deberse a enfermedades cutáneas o inflamatorias.

¿Qué es un exantema viral?

En síntesis, es una lesión o irritación cutánea producida por infección de algún virus.

En los niños hay muchos exantemas virales habituales, entre ellos están: el sarampión, el cual puede ser prevenido con la vacuna triple vírica. Esta enfermedad hace que aparezcan manchas rojas que aparecen en la piel, además de provocar fiebre. Esto es lo más característico de esta enfermedad.

La rubéola, esta también se puede prevenir con la vacuna triple vírica. Viene acompañada de un sarpullido de un tono rosado en la piel, fiebre no muy alta e inflamación en los ganglios.

La varicela. Para esta enfermedad también existe vacuna. Aparecen pequeñas manchas rosadas que generan picazón, sobre las cuales se desarrolla una burbuja, que al romperse crea una pequeña costra. Produce fiebre pero no muy alta. Estos son algunos de los exantemas virales más frecuentes.

¿Qué hacer en caso de una exantema masiva?

Si notas que el niño tiene manchas en todo el cuerpo, no te alarmes ni intentes medicarlo por tu cuenta. Lo más recomendable es llevarlo al pediatra. También podrías observar el color de las manchas, si tienen pus o no, si le causan picazón al niño.

Esto podría deberse a una reacción alérgica por algo que ingirió, por lo que el pediatra te recomendará antialérgicos como Loratadina. Si luego de un análisis, el pediatra determina que es sarampión, puede que le recomiende paracetamol para desaparecer las manchas.

Es recomendable acudir al pediatra, ya que de otro modo, intentar medicarlo por nuestra cuenta podríamos causarle efectos negativos al niño.

Tratamientos para exantema general

La piel de los niños es muy delicada, por lo que no es recomendable aplicar medicamentos ni cremas sin antes haber acudido al pediatra. Este es el más capacitado para evaluar la situación del niño, su piel, sus historial alérgico, y determinar el medicamento apropiado.

Usualmente se aplican cremas para reducir la irritación. Cuando es, por ejemplo, enrojecimiento e irritación por pañalitis, recomiendan aplicarles a los niños ungüentos a base de zinc, o vaselina que creen una capa protectora.

Si resulta que es una infección, un exantema viral, se debe determinar el virus que lo provoca para atacarlo directamente con antibióticos o medicamentos que el pediatra recomiende.

Deja un comentario